Skip links

¿Qué recomendamos para el embalaje de tus productos?

Debes considerar los materiales usados para la elaboración de tu mercancía, de qué tipo es y si la enviarás través de un servicio terrestre y/o aéreo, entre otros factores.

Para que el envío de tu empresa llegue en perfectas condiciones a su destino, te queremos orientar sobre cuál es el embalaje adecuado y óptimo que debes utilizar para despachar tu carga a través de un servicio terrestre y/o aéreo.

  • Artículos en general: Se deben embalar con cartón corrugado.
  • Vidrio: Es necesario un embalaje de plumavit y madera.
  • Líquidos: Lo adecuado es que vengan en envases que cuenten con tapas antiderrame, y deben estar acompañados de su respectiva hoja de seguridad (HDS). Además, no se aceptan envoltorios plásticos y/o de papel.
  • Artículos frágiles: Entre ellos se cuentan elementos ópticos, repuestos menores o cerámica, entre otros. Hay que cubrirlos con papel, esponja o plástico burbuja, como método de sujeción, y depositarlos en una caja de cartón cubierta con madera en sus costados, como protección contra golpes.
  • Parabrisas: Al interior de su embalaje, deben fijarse por los cuatros lados con sujetadores de goma, y añadir un material amortiguante para que no se mueva. Es obligatorio emplear un embalaje de madera para proteger toda la estructura.
  • Motores y maquinarias: Deben ir sobre un pallet de madera y protegido por una jaba de madera. Además, no deben contener aceite ni combustible, fluidos que pueden producir daños o deterioro de la carga durante el viaje.
  • Muebles: Cada pieza o parte del mueble debe estar protegida con cartón corrugado. Antes de ello, opcionalmente recomendamos utilizar diario o esponja para proteger las partes más frágiles. Si un mueble contiene partes de vidrio, debe protegerse con plumavit o esponja y es obligación tener un embalaje de madera para protegerlo.
  • Líquidos no catalogados como mercancías peligrosas: Deben estar contenidos en envases de metal o plásticos, bien sellados, con el fin de evitar cualquier tipo de derrame.
  • Envíos aéreos: Para estos casos, el peso máximo permitido por bulto es de 120 kilos. Las dimensiones exigidas por la Dirección General de Aeronáutica Civil (DGAC) son: 100 x 100 x 100 cm. Además, toda carga que pese más de 25 kilos debe ir sobre un pallet con zunchos metálicos, y no puede sobresalir del pallet.

Como parte de nuestro servicio, te podemos asesorar con una guía detallada para los embalajes de tus productos, además de ayudarte con casos especiales.

Popup My Samex